domingo, 24 de junio de 2012

Anzoátegui en el camino del progreso

“Sueño con el día en que el bien derrotado vencerá al mal triunfante”
Martín Luther King (1929 – 1968)
Humanista estadounidense.

Se ve, se siente, Capriles Presidente. El huracán del progreso, pasó el martes por Anzoátegui y en el boulevard 5 de julio de Barcelona, el río de gente se desbordó. En el frente, en las calle laterales y la parte trasera de la tarima, no cabía un alma más. No hay un ápice de dudas, este pueblo decidió cambiar y eso no lo para nadie. Mientras el candidato del futuro recorre a toda Venezuela, el otro está confinado en Miraflores. Y cada vez que sale en radio y TV, es para insultar, descalificar, ofender y viendo por el retrovisor de la historia. Está anclado en el pasado.
 
Chávez es pasado y presente. Capriles es futuro. Van 14 años de atraso. El 07 de octubre hay que abrir las compuertas al futuro. El mundo, tecnológicamente, avanza a la velocidad de la luz y este gobierno nos pretende sumir en la oscuridad y retrotraernos al pasado. En materia económica no hay confianza. Confiscaciones, expropiaciones, asalto a propiedades y amenaza permanente, sobre aquel que posea alguna patrimonio, ganado con su el sudor de su frente. El 07 de octubre, igual que el 26S-2010 y el 12F-2012, el pueblo vencerá el miedo. Lo esperan en la bajadita.
 
El entusiasmo, alegría, euforia, y la aclamación de la cual fue objeto Henrique Capriles Radonski, recordó aquellos maravillosos actos, con los cuales este estado recibía a Hugo Chávez Frías, antes y después, del año 1998. Era la esperanza para los anzoatigüenses y los venezolanos. Esa ilusión se fue extinguiendo como una pavesa. 14 años de violencia criminal, destrucción del aparato productivo, inflación, desempleo, inseguridad, corrupción, escasez y deterioro de los servicios públicos. Resultados desastrosos.
  
El 07 de octubre, la decisión del pueblo, será entre pasado y futuro. Entre un presente que ya no da más y un porvenir que se muestra brillante. Vamos a decidir, entre un Presidente que ya fue electo en 14 años, 3 veces y luce viejo, enfermo, cansado, confinado y hasta obstinado. No tiene nada nuevo que ofrecer y un joven que ofrece paz, seguridad, inclusión, progreso y con una vitalidad a toda prueba. Chávez es un obstáculo para el avance del país y Capriles es el huracán que derribará ese obstáculo y superará todas las dificultades para insertar a Venezuela en el siglo 21.  Esa es la gran decisión.
 
No hay nada que inventar. Hay un camino que ya Venezuela empezó a recorrer. Hay una parada el 07 de octubre, para hacer Presidente a Henrique Capriles, validar el proyecto del progreso y enderezar el rumbo del país. Hay una sola Venezuela, después de Dios el Pueblo y un líder que avanza de la mano de la gente, al rescate de la institucionalidad en Venezuela. La emoción del soberano en el boulevard 5 de julio de Barcelona, confirman los deseos de cambio. El camino está claro y bien definido. Vamos de cara al futuro.