domingo, 13 de marzo de 2011

El sello del socialismo del siglo XXI

La burocracia es una máquina gigantesca manejada por pigmeos
Honorato de Balzac (1799 – 1850)
Escritor francés.

IRRESPONSABILIDAD: impunidad, insensibilidad y arbitrariedad, se conjugan en la declaración del Ministro del Poder Popular para la Agricultura y Tierra, con relación a las miles de toneladas de leche que se les descompuso y las cuales decidieron incinerar. “Un error” ¡habéis visto! Es la forma alegre como estos burócratas socialistas despachan un hecho tan grave, delicado e inexcusable. En los mercados hay escasez del producto y para obtenerlo, hay que pagar hasta 3 veces el precio a los buhoneros o hacer largas e interminables colas ¿Cuántas toneladas de leche incineraron? ¿Cuántos niños de la patria dejaron de recibir el vaso de leche? ¿Hay responsables de esa perdida? Ni por asomo, fue un error y punto. Es el sello del socialismo del siglo XXI.

SORPRENDENTE: los recursos del Fondo Ahorros y Pensiones de los Trabajadores de la Industria Petrolera, que administra la PDVSA roja rojita y revolucionaria, aparecieron invertidos en una empresa nuclear en el corazón del imperio Messsmo. El fraude lo descubrió, develó e investiga, La Comisión de Valores de Estados Unidos. ¿Quién autorizó esa inversión? ¿Quién o quienes autorizaron la transferencia de esos cuantiosos recursos? ¿Qué opina Contraloría General de la República de Venezuela? ¿Y la Defensora del Pueblo y la Fiscal General no se darán por enteradas? ¿Silenciarán este escandaloso hecho como hicieron con los maletines voladores? ¿El comandante-presidente por qué calla? La corrupción revolucionaria es pitiyanqui, nuclear, voraz, brutal y salvaje. No perdonan ni los dineros de la seguridad social de los trabajadores. Es el sello del socialismo del siglo XXI.

NOTICIA: muy mala para la sociedad civil, los gobiernos militares y militaristas. Este gobierno militarista, nos recuerda a cada momento, que en los tiempos de la vituperada IV República fue allanada la UCV y que a los trabajadores les vendieron las prestaciones sociales. Partamos de la base de la veracidad de ambos hechos. Entonces hay que desenmascarar esta mal llamada revolución. En 12 años de gobierno, con todos los poderes, los recursos económicos más gigantescos de la historia patria hay que preguntar ¿Por qué no han restituido el régimen de prestaciones y a las universidades las han limitado, estrangulado, asfixiado y difamado? Amor revolucionario. Hay amores que matan. Esos misiles son más destructivos, mortíferos y letales, que los tanques de guerra que una vez y por un error histórico violaron los espacios de la UCV y el acuerdo tripartita que liquido la retroactividad de las prestaciones sociales. Hay muchas maneras de liquidar las instituciones y dejar a los trabajadores sin seguridad social. ¿Por qué callarán ante este gobierno militarista los verdaderos y auténticos líderes de la izquierda? ¿Es este un gobierno de izquierda? Yo te aviso chirulí. El poder envilece y estás serán dos rayas históricas, que más nunca en la vida se quitarán, los llamados de izquierda y socialistas radicales. Es el sello del socialismo del siglo XXI.

RESULTADOS: bien nefasto estos diez años de gobiernos rojos rojitos, que en mala hora han gobernado la ciudad. Los problemas de la ciudad continúan acrecentándose ante la mirada indolente, incapaz e inepta de estos NUEVOS BUROCRATAS. El Plan de Desarrollo Urbano Local tiene más de veinte años esperando por su actualización. Los drenajes de la ciudad cuando llegan las lluvias colapsan. El servicio de agua al pegar un veranito se eclipsa. El servicio de transporte existe, por la buena disposición de las líneas vecinales, que lo prestan de manera precaria. El servicio de gas directo continúa en espera y los vecinos viven una odisea para adquirir una bombona. Las cloacas colapsan en muchos sectores populares y la laguna de oxidación está desbordada. La basura continúa enseñoreada. La maleza apoderada de muchos sectores. Los ornatos secos y abandonados. El vertedero es una bomba de tiempo. Las calles y avenidas son una boca de lobo. La vialidad interna está destrozada y el corredor vial abandonado. Un desastre total. En estos últimos dos años, después de ocho años malos con ganas, vamos de mal en peor. Estamos a merced de NUEVOS burócratas con mentalidad de pigmeos y vocación para artistas de radio y TV. Es el sello del socialismo del siglo XXI.

PERLITA: nuestro país importará 20.00 toneladas de caraotas de Nicaragua. El acuerdo para este año beneficiará a 40.000 productores nicaragüenses, creara más de mil empleos directos y unos seis mil indirectos, en Nicaragua. El programa, además garantiza a los productores (de allá), financiamiento para adquisición de maquinarias, equipos, semilla, fertilizantes, asesoramiento técnico en el proceso de acopio y exportación del grano, un precio de 30 dólares por quintal y un mercado cautivo: Venezuela. ¡Una mantequilla! La soberanía alimentaria endógena de estos revolucionarios, soslaya los productores y trabajadores venezolanos y, los condena a la desgracia total. Es una versión sui géneris del nuevo nacionalismo militarista de la camarilla que nos desgobierna. Así, así, así es que se gobierna… para quebrar una nación y sus nacionales. Es el sello del socialismo del siglo XXI.

VENCIDO: por el desempleo, la inflación y la especulación este gobierno que se dice llamar obrerista, humanista y de izquierda. El costo de la vida por la estratósfera, la especulación sin control y el aparato productivo prácticamente paralizado, que acrecienta el desempleo. Esta hecatombe económica es el resultado de doce años de involución castrista-chavista. Es el sello del socialismo del siglo XXI. Ay, cuando lleguen las elecciones. La paliza será de tronío. ¡Anótenlo!